Fougasse

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Nuevo reto de Bake de World. Esta vez, el pan es un pan francés muy fácil de hacer, pero muy espectacular por su forma de hoja.

Es un pan plano, primo de la focaccia que tiene corteza crujiente e interior tierno.

La receta, como no podía ser de otra forma, la he cogido del libro “Panes” de Richard Bertinet. Y digo que no podía ser de otra forma, porque este pan es precisamente el que aparece en la portada del libro. Es un pan básico con levadura, sin prefermentos ni complicaciones y con una única fermentación. Más fácil imposible y con lo chulo que queda, es el pan perfecto para presumir con los amigos.

He aumentado las cantidades respecto a la receta del libro, porque ya de puestos hice dos fougasse y una pedazo de hogaza para comer.

Vamos con la receta.

Ingredientes:

  • 500 gr. de harina panadera
  • 250 gr. de harina T80 molida a la piedra ( de Harinera Roca)
  • 525 gr. de agua ( 70% ).
  • 15 gr. de sal.
  • 15 gr. de levadura fresca.

Preparación:

Mezclar las harinas en un bol, desmenuzar la levadura con los dedos y mezclar bien con la harina, añadir la sal y el agua. Amalgamar todo y volcar sobre la mesa de trabajo. Amasar con la técnica del amasado francés, porque es una masa bastante hidratada ( a mí, al añadir la harina T80, que estaba deseando probar, me quedó un poco más seca ). Cuando tengamos una masa fina y suave, no desesperar que se consigue, bolear y dejar de nuevo en el bol enaceitado.

Dejar levar durante 1 hora aproximadamente.

Precalentar el horno a 230ºC.

Pasado este tiempo, volcar de nuevo sobre la mesa de trabajo generosamente enharinada. Cortar dos trozos de unos 180-200 gr.

Darles una forma de triángulo sin desgasar demasiado y hacer los cortes.

dibujoOs pongo este dibujo que hecho a mano alzada con el ratón ( o sea un poco churrete ) para que veáis como serían los cortes.

Enharinar un papel de horno, abrir los agujeros un poco con los dedos y colocar las piezas sobre el papel.

Hornear durante 10-12 minutos, hasta que tenga un bonito color dorado, generando vapor al meter el pan al horno.

hogaza¿ Y con lo que sobra ? Pues con el resto de la masa he formado un “batard” y esto es lo que ha quedado.

Pan de frutas ( capítulo I )

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Hace años, en el barrio madrileño de “Prosperidad”  había una Tahona que hacía un pan de frutas que mi marido y yo devorabamos para desayunar. Pues bien, he intentando recrear ese pan ( aunque mi recuerdo es ahora un poco vago ) y aunque me ha salido un poco feucho, estaba muy rico, pero no he conseguido el sabor y la textura de aquel pan.

No sé porque no ha subido bien ( quizás tuve poca paciencia) y ha quedado un poco denso. Total, que tal como podéis imaginar por el título de la receta, habrá un siguiente intento.

La receta que he hecho es la misma que la que puse para el “Pan de muerto” añadiendo 150 gr. de fruta confitada, una mezcla de naranja, limón y frutas variadas que tenía de navidad. Una vez que tengamos la masa bien amasada, añadimos la fruta y la mezclamos hasta incorporarla a la masa.

Lo tuve que hornear más de los 40 minutos de la receta original y quedó con la base un poco gordita, pero aún así estaba muy, muy rico.

En cualquier caso, volveré con el capítulo II.